Escrito por

Cuándo aparecen los primeros síntomas de embarazo

¿Cuándo aparecen los primeros síntomas de embarazo? Si estás intentando quedarte embarazada o si crees que podrías estarlo, ésta es la pregunta fundamental para una detección temprana. En cualquiera de los casos, recuerda siempre que los síntomas no son iguales para todas nosotras y que, algunos de ellos, no son exclusivos de estar embarazada.

Síntomas de Embarazo en la primera semana

Es realmente conocer cuál es el día en que la mujer ovuló por lo que empezaremos a contar el embarazo a partir de la primera falta de la menstruación o fecha conocida como DUM aunque en realidad, ya estaba embarazada de antes. De esta manera, no podemos tener síntomas en la primera semana real de embarazo, de hecho podemos tener síntomas de menstruación y en semanas más avanzadas podremos tener síntomas de embarazo.

Síntomas de Embarazo en la segunda semana

En la segunda semana de embarazo, nos ocurre igual que en la primera: no existen síntomas reales de embarazo sino que más bien hablamos de síntomas de preovulación. Los síntomas suelen ser: sensibilidad en los senos, más gases, cambio en el flujo vaginal y calambres.

Síntomas de Embarazo en la tercera semana

En la tercera semana de gestación se produce la implantación del embrión en la pared uterina y se suele producir el primer síntoma de embarazo más claro: el sangrado de implantación. Suele tratarse de un sangrado poco abundante que solo dura ese día. Esto se suele confundir con la menstruación, por lo que te recomendamos que leas sobre qué es el sangrado de implantación y cómo reconocerlo.

Síntomas de Embarazo en la cuarta semana

Para que más o menos te hagas una idea del desarrollo de la gestación en este punto, nos encontramos en la segunda semana después de que se produjera la fertilización del óvulo (el día de la relación sexual) y a lo que corresponde con la primera semana de embarazo realmente. El signo más evidente en este punto es el retraso de la menstruación y también el aumento de la sensibilidad en el pecho e incluso en el olfato.

El dolor y el aumento de la sensibilidad del pecho, causado por el aumento de sangre para esta región, es otro síntoma que se demuestra bien tempranamente, generalmente durante la 4ª semana del embarazo. Otro síntoma posible en esta etapa es el aumento de la sensibilidad del olfato.

Síntomas de Embarazo en la quinta semana

Ya equivale a la segunda semana de embarazo real así que en este momento la producción de la hormona HCG se dobla, así como los niveles de estrógeno y los niveles de progesterona que también empiezan a elevarse. De esta manera, los síntomas de embarazo empiezan a ser más evidentes puesto que nuestro cuerpo empieza a sufrir cambios.

Por ejemplo, los pezones y los labios de la vagina se oscurecen, tenemos cambios de humor, más ganar de orinar y también notaremos más gases.

Síntomas de Embarazo a partir del primer mes

Una vez que pasas el primer mes de embarazo los síntomas son mucho más evidentes y suelen ser:

Cambios en la apariencia de los senos

Los senos nos dan las primeras señales físicas en el embarazo. Desde que comienza el embarazo se puede notar que en las aureolas o los círculos que rodean al pezón comienzan a aparecer pequeñas erupciones, pueden verse como bolas o espinillas que antes no estaban. Además los pechos se vuelven más sensibles y comienzan a hacerse más grandes y a oscurecerse las aureolas.

Aumento de los senos o dolor en las mamas

Otro síntoma típico de embarazo es el aumento de las mamas o senos y puede surgir a la semana o dos semanas de gestación. Es muy normal sentir los senos más sensibles y tener la sensación de tenerlos hinchados, puede molestarnos cuando nos pongamos el sujetador o nos toquemos los pechos.

¿Por qué aumentan los senos? Este aumento se produce por una alteración hormonal que promueve la estimulación de las glándulas mamarias, es decir, se prepara para la lactancia. Puede suceder que estas alteraciones se produzcan muy temprano, después de varias semanas de embarazo.

Pequeño o leve sangrado vaginal

Después de unos cuantos días de la fecundación cabe la posibilidad que aparezca un leve sangrado vaginal muy diferente al que se tiene con el período menstrual. En el caso del embarazo se trata de unas gotas de color rosado o de café claro y que desaparecen en pocos días. Esto se produce por la implantación del óvulo fecundado en el útero por lo que no debes preocuparte.

En el caso de tener otros sangrados vaginales durante el embarazo es importante que vayas al médico.

loadInifniteAdd(44636);

Cólicos o Dolor Abdominal

En algunas ocasiones al principio del embarazo podéis sufrir alguna molesta o dolor abdominal, se os hincha el vientre, repitiendo los mismos síntomas que os surgen días antes de la menstruación.

Los cólicos también es normal que puedan surgir durante el embarazo porque el útero sufre muchas alteraciones, como el aumento de tamaño, contracciones uterinas que son los cólicos… cuando vaya avanzando el embarazo las contracciones leves puede que sean comunes porque el útero comienza a entrenarse para cuando llegue el momento del parto y tenga que contraerse.

Cuando los cólicos y las molestias están asociados al sangrado vaginal pueden creerse que es la menstruación, pero no es así, los sangrados en las primeras fases del embarazo son menos intensos que durante la menstruación.

Leve malestar

En las primeras semanas de embarazo se suele sentir un leve malestar general. Te sientes diferente y es parecido a la sensación al inicio de un resfriado. Esto es por culpa de los ajustes que sufre tu cuerpo durante el proceso de embarazo: Aumento de la temperatura basal, del ritmo cardíaco y disminución de la presión arterial.

Sentido del olfato más sensible

Cuando estás embarazada notas olores que antes eran desapercibidos para ti. Esto ocurre porque el sentido del olfato se vuelve más sensible.

Además otros sentidos del cuerpo experimentan cambios parecidos (menos el sentido visual), pudiendo empeorar durante el embarazo.

loadInifniteAdd(44637);

Adversión a los olores fuertes

Durante el embarazo vamos a tener muy sensible el olfato, los olores intensos y los agradables pueden provocarnos náuseas y hacernos sentir mal. Olores como la gasolina, el humo de un cigarro, alcohol, la comida, algunos perfumes.

La embarazada siente que desarrolla la sensibilidad olfativa, ahora los olores más normales pueden ser insoportables para ella.

Gases

En las primeras semanas de embarazo el aumento de los gases es algo muy común que experimentan muchas mujeres, aunque puede que os de vergüenza les sucede a muchas. No hay que pasarlo mal porque es una reacción natural.

Vértigos

Uno de los síntomas más clásicos son los vértigos y es que las hormonas alteran el organismo de la mujer provocando que sufra la caída de la presión arterial, bajada del azúcar en sangre, anemia, aumento de la frecuencia respiratoria como la hiperventilación, náuseas que hacen que comamos menos etc.

En las fases avanzadas del embarazo, el útero ha aumentado considerablemente su tamaño y cuando la mujer esté acostada puede comprimir la vena cava, provocando que llegue menos sangre al corazón, por ello os recomendamos que durmáis de lado, así lo evitaréis.

Cambios de humor

Una embarazada puede ponerse a llorar como gritar de alegría y es que los cambios de humor son muy habituales. Experimentan muchos cambios hormonales que hacen que pueda ir de la alegría a la tristeza, de la simpatía al mal humor en segundos.

loadInifniteAdd(50325);

Dolor de cabeza

El dolor de cabeza durante el embarazo se debe a los cambios hormonales, es decir, al relajar los vasos sanguíneos y las alteraciones del flujo sanguíneo cerebral explican los dolores de cabeza durante la gestación. Pero pueden influir varios factores, como el estrés y cansancio.

Dolor lumbar y en la espalda

En la última fase de embarazo es muy normal que sientas dolores de espalda o lumbar después de llevar casi nueve meses cargando con la barriga, puede que el bebé pese mucho o simplemente que al aumentar el peso os duela. También influye bastante que la musculatura se relaja al igual que algunos ligamentos del cuerpo, por ejemplo en la espalda y el abdomen, de esta manera la postura de la embarazada es muy importante para que no le duela los lumbares y la espalda.

Aparición de acné, espinillas y puntos negros

Como ya habéis visto los cambios hormonales nos afectan mucho durante el embarazo, uno de los síntomas más comunes es que aparezcan acné, espinillas y puntos negros. Estos síntomas a cada mujer le afecta de una manera, puede ser leve o severo y aparecer en cualquier momento del embarazo.

Aumento de la temperatura basal

Antes de que se produzca la ovulación, puede que la temperatura corporal se eleve más de medio grado, cuando quedamos embarazada notaremos que la temperatura basal también ha subido hasta al menos un grado. Puedes leer más de la temperatura basal aquí.

De hecho muchas mujeres que buscan el quedarse embarazadas suelen ir controlando  la temperatura todos los días, por lo que si notan que se ha elevado de repente y además tienen un retraso en la menstruación lo más seguro es que se hayan quedado embarazadas.

Mayor cansancio y fatiga

Si estás más cansada de lo habitual y no descansas cuando duermes puede ser un síntoma claro de embarazo. Esto suele ocurrir los primeros días de embarazo desde la concepción ya que tu cuerpo inicia los cambios que necesarios para preparar el embarazo.

loadInifniteAdd(64314);

Náuseas y vómitos

Las náuseas son típicas durante los meses de embarazo y suelen comenzar a finales del primer mes de gestación. Sin embargo algunas mujeres, como hemos comentado antes, pueden sentir achaques desde el comienzo.

Estreñimiento y Constipación

Durante el embarazo la hormona progesterona aumenta y hace que algunos órganos se relajen, todo esto ocurre para facilitar el aumento del útero. Los intestinos sufren esta relajación con menor capacidad de contracción teniendo una gran dificultad para tener un tránsito intestinal normal. De esta manera se sufre la constipación intestinal, comúnmente conocido como estreñimiento.

Deseos de alimentos o antojos

En la fase inicial del embarazo es común que deseemos algunas comidas o alimentos, puede pasar que una mujer vegetariana tenga ganas de comer carne, una hamburguesa por ejemplo.

A la vez que sufre aversiones a algunos olores y alimentos, surgen deseos o antojos. Un restaurante que os encanta durante el embarazo puede provocaros náuseas.

Cambios en el olfato y paladar

El olfato tiene un papel fundamental al igual que el paladar, en ambos se producen cambios en nuestros gustos. Alimentos u olores dulces pueden ser demasiado dulces, el café puede daros asco cuando antes os tomabais como poco uno diario.

Vientre hinchado o hinchazón abdominal

Como hemos explicado, el aumento del útero provoca que algunas mujeres puedan notar un hinchazón del vientre o abdomen. Que se hinche el vientre se produce como preparación del cuerpo para soportar el crecimiento del útero. Pero no os confundáis con síntomas pre-menstruales.

loadInifniteAdd(64315);

Acidez

A partir del segundo trimestre del embarazo, las mujeres suelen padecer algo de acidez por culpa de los cambios hormonales. Estos cambios relajan el esfínter que separa el esófago del estómago pasando los ácidos gástricos al esófago, provocando la sensación típica de ardor estomacal.

Ganas de hacer pis u orinar

Otro síntoma que te puede ayudar a conocer si estás embarazada es si tienes ganas de hacer pis contínuamente. Esto es por culpa de la presión que ejerce el útero a la vejiga, ya que va creciendo paulatinamente. Además la sensibilidad de la vejiga de la orina aumenta por los estímulos hormonales.

Retraso en la menstruación

Hay mujeres que tienen ciclos menstruales irregulares y les suele costar más notar el retraso pero pueden asegurarse si reúnen los puntos anteriores.
El retraso en la menstruación es una de las señales más claras de embarazo y es lo que motiva a las mujeres a hacerse el test de embarazo.

Cambios en el flujo vaginal

Durante el embarazo el surgimiento del flujo vaginal y la intensificación del flujo son síntomas normales. Normalmente el flujo es igual en el embarazo que el fisiológico pero hay algunas que lo tienen más espeso, lechoso, transparente y son olor.

Si queréis saber más sobre los Tipos de Flujo Vaginal pinchad en el siguiente enlace: