Escrito por

Un grave problema, adolescentes y comida rápida

En la Universidad de Minnesota el proyecto “Comer” entre Adolescentes (EAT), a cargo del investigador Katherine Bauer, encontró un aumento significativo en la cantidad de comida rápida que los adolescentes están consumiendo hoy en día, comparado con el decenio de 1990.

image

Ella también descubrió aumentos en la cantidad de comida rápida relacionados a los adolescentes que pasaban de la escuela media a la escuela secundaria y en los adolescentes varones ésta media se trasladó a la edad adulta.

Utilizando los datos del proyecto “Comer”, en un estudio de más de 2500 ciudades gemelas en cantidad de adolescentes, Bauer encontró un sorprendente aumento de la frecuencia con que las niñas en edad de escuela secundaria consumían la comida rápida entre 1999 y el 2004.

Así en el 2004, el 27 por ciento de las niñas de escuela secundaria informaron comer comida rápida más de tres veces por semana, comparado con sólo el 19 por ciento en 1999.

Su investigación también reveló que el porcentaje de adolescentes que consume la comida rápida es de tres o más veces a la semana y esto casi se duplicó cuando ellos pasan de la escuela media a la escuela secundaria.

En los grupos de estudio el aumento de la ingesta en comida rápida se traslado a la edad adulta; una tercera parte de los hombres y mujeres participantes en el estudio informaron consumirla entre tres o más veces a la semana.

Un ejemplo de ello son los chicos en equipos deportivos pueden ser más propensos a comer comida rápida, ya que las prácticas alteran sus horarios y por lo general disfrutan de la comida rápida con sus amigos después de la práctica.

"Estos resultados nos ofrecen una imagen para poder ayudar a nuestros hijos a reducir la cantidad de comida rápida y elegir opciones más nutritivas", dijo Bauer.

Vía| ahc

Imagen: flickr