Cuáles son los síntomas de embarazo en el primer mes

Para saber si estamos o no embarazadas, lo mejor es hacernos un test o una prueba de embarazo, pero también, estar atento a cuando aparecen los primeros síntomas de embarazo, de modo que os vamos a ofrecer a continuación, cuáles son los síntomas de embarazo en el primer mes. Retraso o ausencia de la menstruación […]

Para saber si estamos o no embarazadas, lo mejor es hacernos un test o una prueba de embarazo, pero también, estar atento a cuando aparecen los primeros síntomas de embarazo, de modo que os vamos a ofrecer a continuación, cuáles son los síntomas de embarazo en el primer mes.

Retraso o ausencia de la menstruación

Este es el síntoma más clásico y notable. Las mujeres con períodos menstruales regulares tienden a percibir ausencia o retraso más naturalmente. Es importante recordar que este síntoma puede aparecer entre la segunda y la cuarta semana.

Flujo vaginal rosado

Este tipo de flujo es causado por la entrada de esperma en el óvulo y puede ocurrir desde minutos después de la relación sexual hasta tres días después del contacto.

Secreción vaginal más espesa

Además, la secreción que se forma puede ser más espesa de lo normal y puede ser de color blanquecino.

Cólicos e hinchazón abdominal

La fertilización del óvulo produce un aumento del flujo sanguíneo en el área pélvica, lo que puede causar molestias y calambres de intensidad media.

Senos sensibles y voluminosos

Las hormonas que estimulan las glándulas mamarias entran en acción, preparando a la mujer para la lactancia. Esto puede resultar en senos más sensibles y voluminosos.

Oscurecimiento de la areola

Como resultado de la hinchazón, las areolas del seno pueden oscurecerse debido al aumento del flujo sanguíneo.

Cansancio, somnolencia y dificultad para respirar

Las adaptaciones del metabolismo del cuerpo al desarrollo del bebé provocan cansancio, somnolencia y, finalmente, dificultad para respirar, y esta sensación aumentará a medida que pasen las semanas.

Dolor de espalda

Aunque no es un síntoma común, algunas mujeres experimentan dolor de espalda desde la segunda semana de embarazo. Sin embargo, este es un síntoma más característico de las últimas semanas de embarazo.

Cambios en el olfato y el gusto

El cuerpo más sensible hace que la mujer tenga aversión a los olores más fuertes, incluso si es agradable. Algunas mujeres embarazadas también informan cambios en el gusto.

Cambios en el estado de ánimo

Como resultado de todos estos cambios corporales, el estado de ánimo puede variar sin razón aparente. Los ataques de llanto pueden ser consecuencia de un desequilibrio en los niveles de neurotransmisores.

Enfermedad y salivación

Al despertarse, las mujeres informan que se sienten enfermas y algunas tienen arcadas. La salivación excesiva es otro síntoma que acompaña a la mujer desde ese momento y puede extenderse durante todo el embarazo.

Antojos de alimentos extraños

No es un mito que las mujeres embarazadas deseen alimentos extraños, a los que no están acostumbradas. Esta característica está directamente relacionada con las deficiencias nutricionales de vitaminas y minerales de los alimentos que se consumen poco.

Mareos y dolor de cabeza

Debido a la caída de la presión arterial y las náuseas, algunas mujeres pueden experimentar mareos y dolor de cabeza. Aunque el último síntoma puede ser persistente, generalmente no se manifiesta de manera intensa.

Cambios en las necesidades fisiológicas

Al mismo tiempo que la necesidad de orinar puede aumentar, la necesidad de defecar también se reduce. Todo esto se debe a cambios hormonales.

Granos en la piel

Finalmente, debido a los cambios hormonales, la piel puede volverse más grasa, revelando la aparición de granos.

También te puede interesar