Qué es y para qué sirve un sérum para piel mixta

Si tienes la piel mixta sabrás que no es fácil encontrar un sérum que te vaya bien… en general, encontrar un buen cosmético para ti puede ser toda una odisea. Por eso, vamos a hablarte sobre qué es y para qué sirve un sérum para piel mixta. Aunque tengas la dermis con estas características, debes […]

Si tienes la piel mixta sabrás que no es fácil encontrar un sérum que te vaya bien… en general, encontrar un buen cosmético para ti puede ser toda una odisea. Por eso, vamos a hablarte sobre qué es y para qué sirve un sérum para piel mixta.

Aunque tengas la dermis con estas características, debes saber que también necesita un buen cuidado y los sérums, dentro de tus rutinas de limpieza y cuidado facial son una opción excelente para ti.

Quizá pensabas que el uso del sérum solo es para mujeres y hombres de mediana edad ya con la piel madura…

En realidad, a partir de los 30 años ya es aconsejable usar este tipo de cosméticos, para revertir envejecimiento, prevenir que tengas signos del paso del tiempo y también para tratar ciertas características de la piel que puedas tener como por ejemplo, el exceso de sebo, zonas más resecas o granitos.

El sérum te ayudará a tener una dermis saludable y en buen estado siempre que lo uses de manera constante, todos los días. Pero para poder escoger el que mejor vaya contigo, es fundamental que conozcas bien cómo es tu piel y qué puede hacer este cosmético por ti.

Cómo es la piel mixta

La piel mixta es diferente a las demás, ya que ni es toda grasa ni es toda seca. Tiene zonas con más sebo y otras pueden estar considerablemente deshidratadas. Normalmente es la zona T del rostro (frente, nariz y barbilla) donde se acumula el sebo y los pómulos suelen ser la zona reseca.

En las zonas resecas puede haber descamación dérmica y en las zonas donde se acumula el sebo pueden haber puntos negros, granitos e incluso inflamaciones y rojeces dolorosas.

La zona con sebo siempre está en este tipo de dermis, pero hay personas que en lugar de tener la zona seca, puede tener una piel normal. Esto ya dependerá de tus características dérmicas personales.

En la zona T del rostro hay más grasa porque contiene más glándulas sebáceas que la producen en exceso. Por este motivo las espinillas, acné y demás, surgen en esta zona habitualmente.

Hay personas que utilizan diversos productos para el rostro, unos cosméticos para la zona T y otros, para las zonas con la dermis normal o seca. Esto es importante tenerlo en cuenta, porque en el rostro hay diferentes zonas con diferentes necesidades.

Aunque la buena noticia, es que el sérum que está pensado para la piel mixta se adapta a tus necesidades dérmicas en las diferentes zonas de tu rostro. Por eso, es tan importante usarlo cada día para tu cuidado facial.

¿Sabes si tienes la piel mixta?

Quizá nunca te hayas parado a pensar si realmente tienes la piel mixta o no. En cualquier caso, es fundamental que hagas una reflexión para que de esta manera, puedas saber si realmente necesitas unos cosméticos u otros.

Solo sabiendo qué tipo de piel tienes podrás tener un cuidado facial correcto. Para ello, debes diferenciar cómo es tu dermis. Para saber si tienes la piel mixta debes cumplir lo siguiente:

  • La zona T del rostro tiene más grasa de lo normal y aunque te laves el rostro con agua y jabón, cuando pasan unos minutos esta zona vuelve a tener sebo.
  • Tienes más granos, espinillas o puntos negros en esta zona.
  • Si usas cosméticos para las pieles normales aumentará la producción de sebo en tu zona T.
  • Tienes los poros de la zona T más dilatados y se ven fácilmente.
  • Cuando tienes calor y sudas, el sebo aumenta considerablemente dejando la zona T con brillos molestos.

Si después de leer estos puntos te sientes identificado/a y crees que tienes la piel mixta, entonces es fundamental que comprendas cómo un sérum puede ser tu gran aliado para tu cuidado dérmico desde ahora mismo.

Cómo debes cuidar tu piel mixta

Es necesario que sepas cómo mantener tu rostro bien cuidado y para ello, tus rutinas diarias deben ser prioridad. Pero como en cualquier otro rutina, debes saber cómo hacerlo bien y sobre todo, cómo escoger los mejores productos de calidad que te funcionen.

Para empezar, olvida eso de lavar tu rostro muchas veces al día, porque si lo haces, solo conseguirás tener más grasa en las zonas perjudicadas. Solo tienes que lavar tu rostro con un limpiador dentro de tus rutinas de cuidado facial completa, es decir: mañana y noche.

Usa un limpiador que vaya bien con tu tipo de dermis y siempre será mejor que lo hagas sin aceite. Escoge limpiadores que sean acuosos y no oleosos. Es más, si te gusta maquillarte nunca escojas cosméticos que puedan contener aceites.

Cuando acabes tu limpieza, usa tu tónico para piel mixta. Luego tu contorno de ojos, y después, antes de la crema hidratante, usa el sérum. Siempre deberás tener las manos perfectamente limpias para aplicarlo para evitar la transmisión de bacterias.

Recuerda que la crema que uses para hidratar la dermis no deberá contener aceites de ningún tipo. En cuanto al sérum, con solo tres gotas será más que suficiente para extenderlo por las zonas a tratar.

El sérum para la piel mixta

En las líneas de más arriba te hemos explicado el orden dónde debes incluir el sérum, pero también debes tener en cuenta otros aspectos, como que en invierno tu dermis, se volverá mucho más seca que en verano.

En épocas estivales tu rostro se vuelve más grasa y comienza a tener brillos nada estéticos. Por eso, encontrar el equilibrio en tu piel en cualquier época del año resulta tan importante. Así evitarás tener la dermis o muy seca o muy grasa.

De cualquier manera, siempre que escojas un sérum o un cosmético de cualquier tipo debes recordar (y por eso te lo reiteramos) que debe ser “oil free” y no tener nada de aceites para evitar que produzcas más sebo de la cuenta.

Aunque al mismo tiempo, también debes fijarte que no te reseque el rostro y por supuesto, ¡que no contenga alcohol ni químicos de ningún tipo!

El sérum es un producto que debe contener pocos ingredientes, naturales y que de este modo, tengan una mayor concentración y que por lo tanto, sea un cosmético eficaz y potente.

Como la sustancia penetrará hasta las capas más profundas de tu piel, será más eficaz y notarás resultados de manera más rápida. Por esto, normalmente este tipo de cosméticos suelen tener un precio mayor que otros cosméticos.

El sérum te aportará la humectación, hidratación, nutrición, protección y regeneración que tu dermis necesita. Se adaptará a tus características personales para aportarte lo mejor siempre que lo utilices.

Si tengo la piel mixta, ¿seguro que me irá bien el sérum?

Al tener la piel mixta quizá pienses que el sérum no es un producto para ti porque no te aportará todo lo que necesitas. La realidad es que sí que lo necesitas y además, debería ser una obligación para tu cuidado facial si tienes más de 30 años.

Por supuesto, y como con cualquier otro cosmético, para saber si un producto concreto te va bien o no, deberás usarlo de manera constante: mañana y noche, todos los días. Así podrás ver los resultados tanto a corto como a largo plazo.

Lee más: Los 5 mejores sérums para piel mixta

Qué hará el sérum en tu dermis

Cuando ya hayas decidido comprar tu sérum y comiences a usarlo todos los días, deberás comenzar a ver buenos resultados. Entre los objetivos que tendrá que cumplir serán los siguientes:

  • Hidratar la zona en profundidad
  • Desincrustar los poros y dejarlos limpios
  • Reparar las zonas dañadas
  • Desinflamar la piel y reducir las rojeces
  • Reducir los granos y los puntos negros
  • Mejorar la elasticidad dérmica
  • Equilibrar las zonas, reducir la producción de sebo e hidratar las zonas más secas

Si sabes escoger correctamente el producto, entonces podrás tener un cutis bien cuidado, sin brillos, sin exceso de sebo y sin zonas resecas. Tendrás la piel hidratada y equilibrada, que es lo que estás buscando para disfrutar de una dermis sana y con un aspecto rejuvenecido.

También resulta fundamental que los ingredientes sean de calidad, naturales, que el cosmético no contenga químicos, ni irritantes y sobre todo, que apenas contenga conservantes, ¡y nada de parabenos! Así estarás ofreciendo a tu dermis un cuidado real.

Si un cosmético contiene siliconas, sulfatos o cualquier activo que no sea natural, simplemente deséchalo. No será una buena opción para ti, sin importar el tipo de piel que tengas. Además, si contiene perfumes artificiales tampoco deberás usarlo porque son irritantes innecesarios.

Recuerda que cuando uses el sérum, si es durante el día, y después de aplicarte la crema hidratante, es importante que no pongas un buen protector solar.

La piel debes tenerla siempre protegida de los rayos solares porque además de que potencian el fotoenvejecimiento, a la larga, si no tienes cuidado podría provocarte melanomas o cáncer de piel.

Por último, no puedes olvidar que cuando te apliques el sérum escogido, al extenderlo no tienes que hacer masajes circulares para que se absorba, lo que deberás hacer es dar pequeños toquecitos con tus yemas de los dedos para que penetre mejor y que así, llegue a las capas más profundas de tu piel.

Ahora que ya sabes qué es y para qué sirve un sérum para piel mixta, ¿a qué esperas para encontrar el tuyo? Nosotros te aconsejamos el Sérum Antiage de Nezeni Cosmetics, ¡es una pasada y no te arrepentirás de usarlo!

También te puede interesar