Escrito por

Parche anticonceptivo: cómo funciona, ventajas y precio

¿Quieres probar métodos anticonceptivos nuevos? Hoy te presentamos uno de los más cómodos: el parche anticonceptivo, del que te vamos a contar cómo funciona, ventajas y precio. Uno de los métodos menos conocido, tanto por ellas, como por ellos, a pesar de contar con cada vez más usuarios.

No obstante, si acabado el artículo te quedas con ganas de conocer más alternativas, no dudes en echar un ojo a nuestra guía de métodos anticonceptivos. Ahora, es complicado que tras leer sobre el parche anticonceptivo: cómo funciona, ventajas y precio, no te da curiosidad, al menos por probarlo, será raro. Toda mujer que escucha hablar de este método, le da una oportunidad y la gran mayoría se queda con él.

Qué es el parche anticonceptivo

Lo primero es lo primero: qué es el parche anticonceptivo. Se trata de un parche transdérmico que se coloca en diversas partes del pueblo (brazos, glúteos, espalda o vientre), para que libere hormonas que previenen el embarazo. Con una eficacia del 99%, es importante que su uso sea correcto, para garantizar que esta eficacia no descienda de forma preocupante.

Así las cosas, el parche anticonceptivo debe colocarse sobre la piel limpia y seca. Es importante que no haya heridas, maquillajes, tatuajes, cremas o rojeces en la zona donde lo pongamos.

El parche anticonceptivo se queda pegado a la piel durante siete días. El proceso indica que debemos cambiar el parche, el mismo día, durante tres semanas seguidas. La cuarta toca descansar, como pasa con la píldora, antes de reiniciar el ciclo. Además, el primer parche que te pongas debe coincidir con el primer día de menstruación.

Así de simple. Así de eficaz. Y así de fácil. Y ahora que sabes qué es el parche anticonceptivo, vamos a ahondar algo más en este método.

Cómo funciona el parche anticonceptivo

¿Cómo funciona el parche anticonceptivo? Tal y como hemos explicado antes, basta con ponérselo durante tres semanas, descansar una y repetir ciclo. Este parche anticonceptivo está cargado de dos hormonas: estrógeno y progestina. Dos hormonas que ya genera el cuerpo por su cuenta, pero que en este caso limitan la producción de óvulos en los ovarios, haciendo simple la ecuación: si no hay óvulo, no hay fecundación.

Para saber cómo funciona el parche anticonceptivo, hay que saber que éste, una vez colocado sobre la piel, va liberando las dos hormonas a través de la dermis. Éstas llegan hasta el moco cervical, haciendo que éste espese e impida la libre circulación de esperma en el útero. Sí, vale que se supone que no hay óvulo, pero nunca está de más una doble seguridad. El moco cervical espeso sería como el captcha preventivo de embarazos.

Parche anticonceptivo para hombres

El parche anticonceptivo para hombres existe y es una alternativa igual de eficaz que el de la mujer. Eso sí, en el caso del varón, la hormona que libera el parche a través de la piel, es testosterona.

Uno de los pocos efectos secundarios que tiene este parche anticonceptivo para hombres es que provoca cambios de humor repentinos. Ahora, si no te termina de convencer el parche anticonceptivo para hombres, echa un ojo a estos anticonceptivos masculinos: tipos, características y precios

Parche anticonceptivo para mujeres

El parche anticonceptivo para mujeres es uno de los métodos más asequibles y con menos efectos secundarios del mercado. Tres parches al mes y a olvidarse de una pastilla diaria, de vaciar la copa de turno o de colocar lo que se ha movido solo por dentro.

No obstante, si no ves claro lo del parche anticonceptivo, aquí puedes descubrir más anticonceptivos femeninos: tipos, características e inconvenientes.

(meter enlace al artículo que has creado sobre Anticonceptivos femeninos: tipos, características e inconvenientes)

Ventajas y desventajas del parche anticonceptivo

Las ventajas del parche anticonceptivo son:

loadInifniteAdd(44636);
  • Sencillez – Te pones el parche y te olvidas que lo llevas durante una semana. Pasado el tiempo, lo cambias y otros siete días. Es muy cómodo y fácil de usar.
  • Efectividad – Su porcentaje de efectividad es del 99%, lo que le sitúa entre los métodos más eficientes del mercado
  • Continuidad – El parche anticonceptivo mantiene un flujo continuo de liberación de hormonas durante los siete días, por lo que no tiene momentos de menor protección.
  • Comodidad – Echando cuentas, a lo largo de un mes, sólo tendrás que ponerte tres parches. ¿Hay algo más cómodo?
  • Menstruación – Al soltar hormonas, ayuda a mejorar los síntomas premenstruales, por ejemplo, reduciendo el dolor y el sangrado.
  • Calidad – Aunque la usuaria se vea afectada por gastrointeritis o tenga vómitos, el parche mantendrá su alto nivel de eficacia.

Las desventajas del parche anticonceptivo son:

  • Peligro – A pesar de su eficacia, no protege contra enfermedades de transmisión sexual (Sida, sífilis, clamidia, hepatitis C…)
  • Despegue – No es habitual que se despegue, pero hay que controlar que no lo haga. El sudor o el agua no ayudan, por lo que es muy importante que cuando lo pegues, la piel esté limpia y seca.
  • Precaución – Durante los primeros 10 días, es recomendable que, además del parche anticonceptivo, uses otro método.
  • Dermatitis – El parche anticonceptivo no está aconsejado para mujeres con problemas de piel, porque la liberación de hormonas no sería eficaz al 99%.
  • Peso – El parche anticonceptivo tampoco está recomendado para mujeres que pesen 80 kilos, pues su eficacia se reduce sobremanera.

Precio del parche anticonceptivo

El precio del parche anticonceptivo depende del formato en el que se compre. Por el momento, son dos alternativas las que ofrece el mercado.

  • Tres parches – Parches para un ciclo de tres semanas, que con la semana de descanso sería un mes, con un precio en torno a 15 euros.
  • Nueve parches – Parches para tres ciclos, que con las semanas de descanso serían tres meses, cuyo precio es de unos 40 euros.

Eso sí, el precio del parche anticonceptivo no es relevante, si no tenemos la receta médica. Y es que una carga de hormonas como ésta, requiere de una prescripción profesional.

También te puede interesar: