Escrito por

Depresión post-parto; su mecanismo a luz, (Part. II)

Este articulo es continuación de: “Depresión post-parto; su mecanismo a luz, (Part I)”.

Mody Maguire descubrió que una sub-unidad del receptor GABA fluctuó notablemente durante el embarazo y el post-parto en los cerebros de los animales hembra, insinuando que podrían tener efectos fundamentales de comportamiento, brindando así las pistas del mecanismo depresivo.

Para averiguarlo, se utilizaron animales de laboratorio que carecen del gen que contiene esta sub-unidad, y se estudio en las situaciones que pueden obtener respuestas similares a los humanos, con respecto a la depresión y la ansiedad.

Las madres que sufren de depresión post-parto padecen una sintomatología similar a la de los animales alterados genéticamente ya que las madres de laboratorio eran más letárgicas y rechazaban a sus cachorros, así como no hacían los nidos para ellos.

Este comportamiento anormal por parte de la madre se invirtió y se produjo un aumento de la supervivencia de las crías, después de que los investigadores dieron a los animales un fármaco llamado THIP.

Este fármaco actúa sobre el receptor, de una forma que específicamente restablece su función, a pesar del número reducido de sub-unidades.

El mal funcionamiento de la sub-unidad podría perjudicar el GABA o la capacidad del sistema para adaptarse a las fluctuaciones de la hormona, durante el período altamente vulnerable después del parto, explican los investigadores.

La orientación brindada por esta sub-unidad podría ser una estrategia prometedora en el desarrollo de nuevos tratamientos para la depresión post-parto.

Via| S.C.D

Image; flickr