Este es el cuento para el control de esfínteres

Dejar el pañal es uno de los procesos más decisivos en la etapa inicial de vida de todo niño y que a muchos padres les causa desesperación, temiendo que su hijo no esté cumpliendo los plazos para educar sus esfínteres y dejar de mojar el pañal, la ropa interior o las sábanas. Todo llega y […]

Dejar el pañal es uno de los procesos más decisivos en la etapa inicial de vida de todo niño y que a muchos padres les causa desesperación, temiendo que su hijo no esté cumpliendo los plazos para educar sus esfínteres y dejar de mojar el pañal, la ropa interior o las sábanas. Todo llega y este logro también lo hará y, además, será de manera natural, como un proceso más de aprendizaje que está innato en el ser humano. Sin embargo, y ante la impaciencia de padres y el estrés del chiquillo, podemos recurrir a unos cuantos trucos para ayudarle a acelerar, o al menos a cumplir sin traumas con este paso. Hay un cuento para el control de esfínteres que se ha convertido en libro de cabecera de los papás y mamás modernos.

cuento-para-el-control-de-esfinteres.

Hay cuentos que son muy útiles, pues nos permitirá educar al pequeño, conectarnos más con él y con sus necesidades y, enseñarle cuestiones prácticas, de manera muy entretenida y lúdica. Este es el cuento para el control de esfínteres que está teniendo éxito entre muchas madres y padres.

Descargar el cuento para el control de esfínteres

Fíjate si habrás padres que se preocupan por este asunto que ya son varios los cuentos que se han escrito relacionados con esta temática, en un intento de explicar a los progenitores acerca del crucial momento infantil y aconsejarles, mientras se incentiva al pequeño a aprender técnicas para aguantar sus necesidades y no hacérselas encima.

Podemos encontrar varios cuentos para el control de esfínteres si es que nos ponemos a navegar por Internet y escribimos esta palabra clave en el buscador. Así que tan solo tienes que leer unos y otros y decidir cuál de ellos te parece más conveniente para usarlo como herramienta educativa para tus hijos. O alternar varios de ellos si es que el objetivo que ansiáis se os resiste.

Más cuentos infantiles:

Para gustos los colores, y aunque nos parezca mentira, también para este temita tan delicado existen multitud de historias que han sido creadas para quitar hierro al asunto y convertir en más amable el proceso. Vas a encontrar libros de títulos muy divertidos y sus historias más desternillantes todavía, pero que despertarán la curiosidad de tus hijos.

cuento-para-el-control-de-esfinteres-nina-con-gafas-istock

Por ejemplo, uno de los cuentos para descargar para el control de esfínteres es el Libro de los culitos. En él no solamente se enseña al niño a controlar sus esfínteres, sino que también el pequeño aprende acerca de los animales, las formas, las medidas y los colores. Es decir, es un cuento muy educativo, que cuenta cómo diferentes animales van sentándose en un orinal.

Otro de estos cuentos para el control de esfínteres es Voy solo/a al baño. Son dos cuentos que van orientados al chico o  a la chica. Además este libro es súper entretenido, porque trae botones que al presionarlo emitirá diferentes sonidos, todos ellos relacionados con la misión que tenemos entre manos, como por ejemplo, el sonido de la cisterna, el sonido del chorro del pis, e incluso los pedos. Todo sea porque los niños aprendan a controlar sus esfínteres.

Otro cuento para controlar los esfínteres es Ya soy mayor. Aunque anteriormente tenía otro título bastante más divertido y descriptivo, porque se titulaba Adiós, cacas, adiós. Cuenta la historia de un niño que no consigue hacer caca, hasta que finalmente lo logra. Además de la meta de controlar las ganas de ir al baño, también se toca la parte emocional del niño, que hace que algunas veces no podamos ir al baño.

¿Y tú, qué pañales compras para tu hijo?

Su tierno es tan tierna como su historia. En ¿Puedo mirar tu pañal? un ratoncito curioso le pide a sus amigos si puede ver su pañal. Todos los amigos colaboran para que les mire y el ratón irá comprobando que todos los animales hacen caca y cómo es cada una de ellas. Y es que ir al baño es una necesidad que tenemos todos: niños, adultos, humanos y toda clase de animales.

Los cuentos para el control de esfínteres son tan divertidos que seguramente les harás un lugar destacado en la estantería incluso más allá de que tu hijo consiga controlar sus esfínteres.

Cómo utilizar el cuento para el control de esfínteres con niños

Los tiempos modernos hacen que cada vez sean menos los padres que leen cuentos a sus hijos. Creemos que con Internet y los dispositivos electrónicos nuestros hijos ya son autodidactas. Y  es verdad que hasta cierto punto lo son, pero esa conexión entre los propios padres, y esa complicidad que se crea cuando los progenitores leen un cuento a sus pequeños, puede obrar resultados casi mágicos que no van a obtener los niños cuando se ponen solos a entretenerse o a aprender con una tablet o teléfono móvil. Por eso, sigue siendo necesario que los padres se acomoden junto a sus hijos para leerles cuentos y compartir con ellos sus inquietudes.

cuento-para-el-control-de-esfinteres-nina-leyendo-coge-papel-higienico-istock

Estos son los mejores pañales del mercado:

Leer uno de estos cuentos para el control de esfínteres, comentar las historias que hay entre sus páginas y sus porqués, aplicarlo a nuestra vida cotidiana fomentando que el niño pida ir al baño cuando sienta ganas, y premiando cuando lo hace, puede ayudar más de lo que imaginas.

Tampoco es mala idea que nuestros hijos sepan cuándo nosotros los adultos entramos al baño y hablemos de ello con toda naturalidad, como hace el ratón del cuento. Y es que, a fin de cuentas, todos vamos al baño, todos orinamos y todos hacemos caca.

En cualquier caso, ya que estamos contándote todos estos consejos para que tu hijo aprenda a controlar sus esfínteres y hacer sus necesidades en el baño, también es preciso que te digamos qué cosas NO debes hacer. Lo principal, es que jamás ridiculices a un niño cuando no ha conseguido controlar sus esfínteres. Desde luego el pequeño no ha tenido ese descuido por gusto y, en ocasiones, la cosa cuesta. Si ves que hay mucho retraso en tu hijo en este asunto, llévale al pediatra, porque a veces hay razones médicas que repercuten en el control de esfínterés.

Te puede interesar:

Galería de imágenes Este es el cuento para el control de esfínteres

Embarazo10.com
5
5.00 - 1 Voto

También te puede interesar