-    Escrito por blanca

Ovulación: síntomas y pruebas para detectarla

Si deseas quedar embarazada, en Embarazo10 te ayudamos a conocer a fondo tu proceso de ovulación y reconocer los síntomas con el fin de facilitarte el proceso y aprovechar tu ciclo mensual. El proceso de fertilidad de cada mujer es único e irrepetible, es por eso que será muy importante que tengas el mayor conocimiento y comprensión del mismo para de este modo saber con certeza cuándo es mejor tener relaciones y de este modo conseguir el embarazo. Os explicamos ahora la ovulación: Síntomas y pruebas para detectarla.

Antes de que sigas te recomendamos además que leas este otro post:

Quedar embarazada

ovulacion-sintomas--pruebas-para-detectarla

Índice del artículo:

  1. ¿Qué es la ovulación?
  2. Síntomas que se pueden presentar durante la ovulación
  3. Pruebas y métodos para detectar la ovulación
  4. Video sobre la ovulación

¿Qué es la ovulación?

que-es-la-ovulación

La ovulacion es el proceso de producción y liberación del óvulo. Los ovarios producen mes a mes un óvulo maduro de forma alternada y que nos lleva además a “sufrir” cada mes el periodo o ciclo menstrual.

Los óvulos se almacenan en los ovarios. Durante la primera fase del ciclo menstrual, uno de los óvulos crece y madura. A medida que se acerca el periodo de ovulación, el cuerpo segrega cantidades cada vez mayores de una hormona llamada estrógeno, que es la que provoca que el endometrio se haga más denso ayudando así a crear el entorno adecuado para el esperma.

Los altos niveles de estrógeno provocarán además que aumente otra hormona llamada luteinizante (LH). la cuál  provoca la liberación del óvulo maduro del ovario dando como consecuencia la ovulación.

Habitualmente la ovulación tiene lugar de 24 a 36 horas después de dicha subida. Por este motivo, el aumento de la LH es un buen indicador de fertilidad máxima y será el indicado para que sepamos si estamos ovulando o no y si podemos tener mayor posibilidad de quedar embarazadas.

Las mujeres con un ciclo menstrual regular de 28 días, por lo general ovulan alrededor del día 14 contando desde el primer día de la menstruación anterior. Ese día, el óvulo es succionado por la trompas de Falopio en las que, eventualmente, acontecerá la fecundación. Dicho óvulo será fértil entre 12 a 24 horas. Por esta razón, es importante que reconozcas algunos síntomas de tu cuerpo para conocer en profundidad tu ciclo menstrual.

Para calcular la duración de tu ciclo menstrual, cuenta el número de días que transcurren entre el primer día del sangrado menstrual y el día anterior al inicio del siguiente sangrado. La duración del ciclo menstrual es distinta según la mujer y según el ciclo, y también suele variar entre 23 y 35 días.

Los espermatozoides pueden permanecer activos hasta 5 días en las trompas de Falopio, esperando que aparezca un óvulo a fecundar. Pero las posibilidades de que ocurra la fecundación del óvulo son mayores cuando el coito coincide con la ovulación, ya que el moco cervical aumenta en la ovulación y favorece la penetración de los espermatozoides.

Síntomas que se pueden presentar durante la ovulación

sintomas-que-se-pueden-dar-durante-la-ovulacion

  • Mucosidad cervical: A lo largo del ciclo menstrual se producen algunos cambios en la textura y consistencia del flujo vaginal. El moco cervical le dará a los espermatozoides un medio más fácil de desplazarse hasta el óvulo. La textura del flujo durante la ovulación es como de clara de huevo de una textura resbaladiza y color blancuzco.
  • Hay que explicar que tras finalizar la menstruación, la parte que se encuentra en la zona más interna de la vagina queda bloqueada con un tapón de mucosidad, y que es un moco que sirve para evitar infecciones. A los siete días esta mucosidad pierde acidez y de este modo es mucho más elástico lo que hace que los espermatozoides  puedan pasar con mayor facilidad a través del cérvix y a las trompas de Falopio, donde esperarán un óvulo que pueda ser fecundado.
  • Dolores abdominales y en los pechos: Algunas mujeres presentan dolores o pinchazos abdominales durante la ovulación y dolor y tensión en los pechos. Otras no presentan estos síntomas. Estos dolores pueden ocurrir antes, durante o después de la ovulación. El dolor abdominal se localiza en la parte baja del abdomen, por lo general en la zona derecha. Lo habitual es notar este dolor uno o dos días antes de que nos baje la menstruación, por lo que podemos decir que será un buen momento para intentar quedar embarazadas.
  • Temperatura basal y corporal: Un termómetro especialmente diseñado para tomarse la temperatura basal podrá ayudarte en esto. En los días anteriores a la ovulación la temperatura basal de la mujer aumenta 0.4 a 1.0. Por lo tanto, si llevas un control diario de tu temperatura, podrás entender la evolución de la misma, y entonces tendrás una pauta de tus días fértiles.

Piensa que la temperatura corporal pasa por dos fases, al inicio del ciclo está más baja, provocando la ovulación, después se eleva, dando paso al periodo infértil.

Llevando un control de varios ciclos menstruales podrás establecer un patrón en los cambios de temperatura. Los 2 a 3 días que preceden a la subida de temperatura son los más fértiles. A muchas mujeres les resulta complicado darse cuenta de cuando están ovulando usando estos métodos, por lo que se han creado algunas pruebas para detectar la ovulación.

Pruebas y métodos para detectar la ovulación

Tiras reactivas: 

  • Estas pruebas se deben realizar cuando se esté por ovular. Se miden los niveles de la hormona luteinizante (HL) en la orina. El incremento de esta hormona tendrá lugar aproximadamente 36 horas antes de la ovulación.
  • Estas tiras reactivas tienen un 99 % de precisión, y el mejor momento para utilizarlas es de 2 a 8 de la tarde. En el momento que la HL alcanza su punto máximo, comienza el momento óptimo para tener relaciones sexuales y aumentar la posibilidad de un embarazo, y se deben tener relaciones hasta tres días después para aumentar las posibilidades.
  • Si nunca has utilizado una tira reactiva, debes saber que no dejan de ser unas cintas como de plástico, que tienen unos cinco centímetros de longitud, además de contar con unas almohadillas con una sustancia química y que reacciona ante la orina. Nosotras lo único que tenemos que hacer es orinar sobre la tira, de la misma manera que suele hacerse con las pruebas o tests de embarazo.

Pruebas de saliva: 

prueba-de-la-saliva

  • No solo el moco cervical experimenta cambios, también hay cambios en la saliva. Durante la ovulación se incrementan los niveles de estrógenos, lo que produce un aumento en la salinidad de la saliva, y en la misma, observada a través de un microscopio específico, se pueden ver estructuras cristalinas.
  •  Si realizas un estudio diario de tu saliva podrás percibir los cambios en la misma y determinar tus días fértiles. Este método es el mejor para las mujeres que tiene un periodo menstrual irregular, aunque es algo complicado de que podamos realizarlo por nosotras mismas. Si te interesa este tipo de prueba para saber si estás o no ovulando es mejor consultar con tu médico.

Prueba de ovulación:

test-de-ovulacion

  • Otra de las formas o método para detectar que estamos ovulando o cuáles son tus días más fértiles del mes y ampliar las oportunidades de quedar embarazada es a través de la realización de un test de ovulación.
  • Este tipo de test (de venta en farmacias) se realiza mediante una muestra de la saliva que te indicará de manera precisa y fiables tus dos días más fértiles del mes, por lo que podrás saber fácilmente en qué momento justo debes mantener relaciones sexuales para concebir a un bebé. Es aconsejable hacer esta prueba a primera hora de la mañana y esperar al menos 2 horas antes de realizarlo si has comido, bebido, fumado o te has cepillado los dientes.

Muchas parejas necesitan más de 6 meses para lograr un embarazo. Por lo tanto si fallas en el primer intento no debes desesperarte. Obsesionarte con el tema tampoco te ayudará, eso te generará mucho estrés y el estrés es enemigo de la concepción. Lo mejor es mantenerse relajada. Y por supuesto, consultar con un médico es lo más apropiado para evacuar todas las dudas y para que te aconseje el mejor procedimiento a la hora de poder conseguir tu objetivo.

Piensa además que la ovulación en la mujer puede variar ligeramente en función de factores que son incluso externos. En verano por ejemplo, puede darse el caso de que la menstruación nos llegue más tarde o nos dure menos días. Es cuestión de estar atentas a la regularidad de nuestro período para dirimir cuál es el proceso de nuestra ovulación.

Si tienes problemas con la regularidad de tu periodo y deseas poder quedarte embarazada, consulta a tu médico de modo que te ponga un tratamiento para regular la regla y así poder controlar mejor la ovulación y las posibilidades para que puedas quedar embarazada.

Si quieres saber más, puedes visualizar el siguiente vídeo

Otros artículos de interés en Embarazo 10:

Si buscas más información te dejamos estos otros artículos relacionados que sin duda serán de tu interés