UP

-     Escrito por giuliana

¿Es seguro hacer abdominales durante el embarazo?

Muchas mujeres que están embarazadas se deben estar preguntando acerca de los riesgos que existen de hacer ejercicio y en concreto, abdominales cuando se encuentran gestando. Lo cierto es que dependiendo del momento en el que te encuentres de tu embarazo, puede que no sea un gran riesgo, aunque debes saber qué conlleva hacerlas y si a medida que tu  embarazo avanza es mucho menos recomendable. En Embarazo10 le damos respuesta ahora a la pregunta ¿Es seguro hacer abdominales durante el embarazo?.

seguro-hacer-abdominales-durante-el-embarazo

¿Es seguro hacer abdominales durante el embarazo?

Para todas aquellas que se preocupan por el hecho de que estando embarazadas quizás es un riesgo hacer abdominales, os diremos que hacer ejercicios es algo que siempre es recomendable, que está bien, pero que no en todos los casos es posible. De todoso modos, el único inconveniente que podría llegar a presentarse durante el embarazo relacionado con los abdominales es que al echarte sobre tu espalda, tu presión sanguínea disminuya, lo cual puede inhibir el suministro de sangre, así como el suplemento de oxígeno al feto.

Cerca del 6 al 10% de mujeres embarazadas  experimentan rápidas caídas de la presión sanguínea cuando se encuentran acostadas, incluso cuando solamente lo hacen por pocos minutos. El problema puede empezar en el embarazo temprano, sin embargo es más común que ocurra después de haber cumplido las 20 semanas.

De todos modos esto no quiere decir que siempre ocurra o que le suceda a todas las embarazadas, de modo que si estás  acostumbrada a hacer abdominales, no debes dejarlo pero eso sí, consulta al médico ya que te dará pautas y tiempos para cuando llegues a un momento de tu embarazo en el que es mejor que pares.

Por qué es recomendable hacer abdominales durante el embarazo

hacer-ejercicio-durante-el-embarazo

Por otro lado, puede que pensemos que ya que nuestra barriga va a crecer durante nueve meses, es una tontería ponerse a hacer abdominales pero lo cierto es que tenemos que pensar que si la zona de nuestros abdominales está ejercitada, podemos crear una base estable para el resto de su cuerpo, y durante el embarazo es fundamental mantener ese centro fuerte.

De hecho,  muchas mujeres desarrollan una curva más pronunciada en la zona baja de la espalda a medida que progresa el embarazo debido al peso añadido en sus vientre. Eso, combinado con una relajación inducida por la hormona de tus articulaciones y ligamentos (incluyendo aquellos alrededor de la columna vertebral), añade estrés a la columna vertebral.

De este modo, el fortalecimiento de los abdominales ayudará a contrarrestar esa tendencia hacia un aumento de la curva lumbar.

Si lo que deseas entonces es reforzar tu zona abdominal para evitar dolores de espalda durante el embarazo puedes hacer estos ejercicios

Ejercicios abdomionales durante el embarazo:

ejercicios-abdominales-durante-el-embarazo

1. Sentada y elevación de la rodilla:

Sientate cerca del borde de una silla firme, con los pies apoyados en el suelo directamente debajo de las rodillas. Coloca las manos, palmas hacia abajo, debajo de los glúteos. Contrae los abdominales para inclinar la pelvis hacia bajo, lleva la rodilla izquierda doblada hacia el pecho.

Contrae los abdominales aún más a medida que bajas el pie izquierdo hacia el suelo, utilizando los músculos abdominales para mantener la posición. Libera la inclinación a una posición neutral y repite. Haz todas las repeticiones con la pierna izquierda, luego repite con la derecha. Haz 2 series de 8-12 repeticiones en el primer trimestre, 1-2 series de 8-12 repeticiones para el segundo y tercer trimestre.

2. Acostada de lado:

Acuéstate sobre tu lado izquierdo, con las rodillas dobladas en un ángulo de 30 grados con respecto a las caderas. Date la vuelta hacia la derecha sólo lo suficiente para levantar las rodillas ligeramente, el peso del cuerpo descansa sobre la parte posterior de tu hombro y del omóplato izquierdo. Coloca las dos manos detrás de la cabeza, y con la puntas de los dedos tocandose pero no juntos, con los codos abiertos. Con el torso hacia arriba en diagonal, de modo que el esternón te quede hacia la rodilla derecha. Tu hombro izquierdo se levantará sólo ligeramente del suelo.

En la parte superior del movimiento, lleva ambos brazos hacia adelante hacia las rodillas, curvando un poco más arriba. Coloca las manos detrás de la cabeza, ve a la posición inicial y repite. Haz 1 serie de 6 repeticiones, luego cambia de lado, progresando a 12 repeticiones durante todos los 3 trimestres.

3. Ejercicio abdominal post-parto

Túmbate boca arriba en el suelo con los talones en el asiento de una silla, con las rodillas dobladas. Relaja los brazos a los lados. Manten la espalda inferior en contacto con el suelo, doblando el torso hacia arriba, con las costillas hacia las caderas, hasta que los omóplatos se levanten del suelo.

En esta posición con la inclinación de la pelvis bajo, presiona hacia abajo con los talones de apalancamiento, y utiliza los músculos abdominales para levantar la pelvis del suelo hasta las piernas y las caderas formando una línea recta, con los glúteos inferiores al suelo, luego baja el torso superior. Haz 1 serie de 8-12 repeticiones; cuando estés cómoda, agrega una segunda serie de 8 repeticiones y hasta que llegues a 12 repeticiones.

Para todas aquellas madres gestantes que realmente quieran trabajar sus músculos abdominales, un mejor ejercicio que hacer los clásicos abdominales es estar en el suelo con las manos y las rodillas apoyadas en el suelo alternando este movimiento arqueando la espalda hacia arriba y luego relajándola.

Por otro lado, según la opinión de otros especialistas, hasta el primer trimestre es posible realizar ejercicios abdominales, pero esta tarea se vuelve casi imposible llegado el segundo trimestre, ya que necesitas evitar echarte sobre tu espalda debido al crecimiento de tu útero  que puede ser riesgoso para el bebé si lo presionas.

De todos modos, pasado un tiempo, no podrás realizar los abdominales por el crecimiento de tu cintura, así que si piensas bien, luego tendrás todo el tiempo de mundo para poder hacerlos, así que esperar creo que no te hará daño.

Si deseas saber más sobre otras cosas que puedes hacer o no durante el embarazo, tenemos este otro post que seguro será de tu interés:

¿Es seguro montar a caballo durante el embarazo?

embarazada-haciendo-pilates

Embarazo10.com

Newsletter